CARACTERISTICAS DE LA

PROVINCIA DE BUENOS AIRES


La Provincia de Buenos Aires se encuentra casi a igual distancia de todos los extremos del país, posee una extensa costa sobre el Río de la Plata y el Mar Argentino que constituye su límite natural al este. Mientras que al norte refiere como límite natural el arroyo del Medio, y los brazos del Paraná, al sur el Mar Argentino y el Río Negro, al oeste al no presentar un límite natural, muestra una línea convencional que la separa de las provincias de Río Negro, Córdoba, y La Pampa.

Históricamente la Provincia de Buenos Aires ha sido la de mayor gravitación, por la fuerza de su extensión y ubicación, por la contundencia de su potencial económico, por la benignidad de su clima y la fertilidad de sus suelos, y por ser esta el punto donde convergen las vías de comunicación, transporte y energía.

Presenta una superficie de 307.571 km2, la población de la provincia estimada para 1996 es de 13.522.450 personas, de los cuales 8.581.198 viven en el Conurbano y 4.941.252 en el resto de la Provincia, y de ellos más de 3.000.000 se encuentran en situación de extrema pobreza.

Desde la perspectiva demográfica el crecimiento de la población se ha mantenido constante durante las últimas décadas. La tasa de crecimiento intercensal muestra extremos que van del 4/oo, en la zona oeste, hasta el 14,5/oo en la zona sur.

Posee un gran cordón urbano que rodea a la Capital Federal denominado "Conurbano".

Sus 130 partidos se agrupan en dos grandes grupos:

a) Partidos urbanos que rodean la Capital Federal formando dos cordones sumamente poblados:

1er. Cordón; Avellaneda, Gral. San Martín, Lanús, Morón, Hurlingham, Ituzaingó, San Isidro, Tres de Febrero, y Vicente López.

2do. Cordón; Almirante Brown, Berazategui, Esteban Echeverría, Ezeiza, Florencio Varela, San Miguel, Islas Malvinas, José C. Paz, Lomas de Zamora, La Matanza, Merlo, Quilmes, San Fernando y Tigre.

b) Partidos rurales del interior bonaerense.

Los habitantes de hogares NBI (Necesidades Básicas Insatisfechas), están expuestos a factores de riesgo que se asocian a una mayor morbilidad y mortalidad materno-infantil.

Dentro del contexto de inequidad estructural que caracteriza a la provincia, la situación de salud materno-infanto juvenil mantiene indicadores aceptables. Si bien la tasa de mortalidad infantil (TMI) en 1994 fue de 20,7 por mil nacidos vivos y la de mortalidad materna (TMM) es de 25 por 100.000, los datos muestran diferencias notables de acuerdo a la localización geográfica y al estrato socioeconómico de la población. La tasa de mortalidad neonatal (TMN) representa hoy un 61.3 % de las muertes infantiles, y se considera que el 60 % de estas serían evitables a través de un buen control del embarazo, de una adecuada atención del parto, de un diagnóstico y tratamiento precoz de las patologías. La TMN está compuesta en su mayor parte por prematuros y recién nacidos de bajo peso, relacionados con corioamnionitis, infección urinaria, desnutrición materna, dificultad respiratoria, todas causas prevenibles con un buen control del embarazo. Algunos distritos son más vulnerables por pertenecer al segundo cordón del Conurbano bonaerense en donde se concentra el mayor bolsón de pobreza.

El sistema de salud de la Provincia tiene una cobertura amplia en el subsector público, que depende del Ministerio de Salud y se articula con las Secretarías de Salud de los municipios. Cuenta con 1.701 establecimientos de salud de dependencia provincial, municipal y nacional, de los cuales 260 tienen internación y 1.441 brindan atención ambulatoria. La mayor parte de los servicios públicos brindan atención a los grupos materno infanto juveniles más carenciados y en situación de mayor riesgo social y sanitario.

Existen serias dificultades para disponer de información epidemiológica de calidad, ya sea por su total carencia o por ser insuficiente y desactualizada su producción y/o procesamiento. Esta situación dificulta la planificación estratégica, la definición de metas y su seguimiento ulterior.

En el año 1994 y ante la necesidad de mejoramiento de la red materno infantil de la Provincia de Buenos Aires, se realizó una evaluación de 1.358 servicios maternoinfantiles con el instrumento "Evaluación de condiciones de eficiencia" desarrollado por OPS/OMS. Los resultados evidencian que el nivel global de las condiciones de eficiencia de los servicios está por debajo del nivel considerado satisfactorio, alcanzando valores promedio del orden del 60%. Los principales deficiencias se ponen de manifiesto en la cantidad y calidad de recursos humanos (50%), los aspectos gerenciales y administrativos (51,1%) y la participación comunitaria (38,2%).

Todas las regiones sanitarias llevan adelante el Programa Materno Infantil a nivel regional, con acciones de coordinación, distribución de insumos, monitoreo, capacitación, evaluación epidemiológica y difusión de acciones en la comunidad. Las estrategias de trabajo implican por parte de los responsables regionales, el desarrollo de la capacidad de gerenciar programas y proyectos y articular redes intersectoriales para la mujer, el niño y el adolescente.

El Ministerio de Salud, a través del Programa Materno Infantil, es el organismo encargado de normatizar, capacitar y monitorear las acciones de los efectores de salud, tanto de dependencia provincial como municipal, en las áreas relativas a la salud de la mujer, el niño y el adolescente. Articula sus acciones a través de las regiones sanitarias a través de sus referentes regionales y de allí a los municipios a través de los respectivos referentes distritales.


Por cualquier informacion adicional:

Email: info@mipba.sld.ar